Los golpistas presos, camino de la cárcel de Brians 2

|

Los siete golpistas varones presos juzgados por el Tribunal Supremo han salido este miércoles sobre las 9:00 horas desde la cárcel de Zuera (Zaragoza), donde han hecho escala, con destino al centro de Brians 2 (Barcelona). Por su parte, las presas mujeres, Carme Forcadell y Dolors Bassa, han hecho lo propio en una conducción directa desde Alcalá-Meco que se ha iniciado a las 8:30 horas, según han informado fuentes penitenciarias.

Los nueve golpistas presos, que están a la espera del fallo del Supremo, llegarán este miércoles al centro penitenciario de Brians 2, en Sant Esteve Sesrovires (Barcelona), y de allí serán trasladados poco después a Lledoners, en Sant Joan de Vilatorrada (Barcelona); Mas d’Enric, en El Catllar (Tarragona), y Puig de les Basses, en Figueres (Gerona), sus centros de origen antes de celebrarse el juicio en Madrid.

La Secretaría de Medidas Penales, Reinserción y Atención a la Víctima de la Consejería de Justicia informó este martes de que la Guardia Civil conducirá a los presos varones -Oriol Junqueras, Raül Romeva, Josep Rull, Jordi Turull, Joaquim Forn, Jordi Sànchez, Jordi Cuixart- desde la cárcel de Zuera, en Zaragoza, donde han pasado la noche de este martes, a Brians 2, centro de tránsito entre Instituciones Penitenciarias del Ministerio del Interior y los Servicios Penitenciarios de la Generalitat.

A la cárcel de Barcelona también serán trasladadas la expresidenta del Parlamento regional Carme Forcadell y la exconsejera Dolors Bassa, en una conducción directa desde la cárcel de Alcalá-Meco, en Alcalá de Henares (Madrid), donde se producirá el cambio de custodia al Área Penitenciaria de los Mossos de Esquadra.

Suscríbete a nuestro nuevo canal

Serán los Mossos quienes trasladen a los hombres a Lledoners, a Forcadell a Mas d’Enric y a Bassa a Puig de les Basses, previsiblemente poco después de que lleguen a Brians 2, donde no está previsto que pasen por el módulo de ingresos.

Una vez lleguen a los centros de destino, los presos irán a los respectivos módulos de ingresos: se les identificará por huella dactilar, se someterán a revisión médica, podrán llamar a sus familias e irán a celdas individuales en los mismos módulos donde estuvieron desde el 4 de julio de 2018 hasta el 1 de febrero, cuando fueron trasladados a Madrid para el juicio por el golpe de Estado.

Así, los presos en Lledoners irán al módulo 2 y en el caso de Forcadell y Bassa, irán a los módulos de mujeres de Mas d’Enric y Puig de les Basses, respectivamente, sin pasar la noche en el módulo de ingreso ya que regresan a sus centros de origen, según precisaron desde los Servicios Penitenciarios de la Generalitat.