CAMPAÑA ELECTORAL

Torra mantiene el pulso a la Junta Electoral y no retira el lazo amarillo de la Generalitat

|

La portavoz del Gobierno catalán, Elsa Artadi, ha informado este martes que el presidente Quim Torra mantendrá el lazo amarillo en la fachada de la Generalitat, tras la petición que la Junta Electoral Central (JEC) le formuló este lunes por segunda vez.

Lo ha dicho en la rueda de prensa posterior al Consell Executiu, después de que la JEC insistiera este lunes, en una nueva resolución, que la Generalitat debe retirar los lazos amarillos de los edificios públicos en un plazo de 24 horas, que finaliza este martes.

Artadi ha añadido que el gabinete jurídico de la Generalitat está preparando otro escrito para la JEC para apelar contra su decisión, y Torra ha pedido al Defensor del Pueblo regional -Sindic de Greuges-, Rafael Ribó, una informe sobre qué debe hacer el Gobierno catalán en este asunto.

La también consejera de Presidencia ha insistido en que mantener los lazos amarillos en los edificios públicos es una cuestión de defensa de la «libertad de expresión», y considera que la JEC la está poniendo en cuestión al exigir la retirada.

Suscríbete a nuestro nuevo canal

«Instituciones propias»

La portavoz ha negado que con este movimiento el Govern trate de pasarle la presión a Ribó: «El síndic ha sido una persona que no se ha escondido de ningún debate y siempre ha actuado con firmeza y ha comparecido en el pleno del Parlament» cuando se le ha requerido.

El Govern ha decidido no aplicar la resolución de la JEC y, por el contrario, sí acatar al Síndic, y Artadi ha defendido que esto responde a la lógica de que la Generalitat debe atender siempre a las consideraciones de «instituciones propias».

Libertad para los consejeros

Artadi ha explicado que la decisión de mantener el lazo en la fachada es personal del presidente Torra y que él mismo ha dado «libertad» a la consejeros para actuar como consideren oportuno en sus respectivos departamentos, pero ha asegurado que hay una posición unánime de todo el Govern de mantener los lazos.

Así, el Ejecutivo regional garantiza que «las 13 sedes de los 13 departamentos actuarán de la misma manera» y así se exhibirá que no hay disparidad de opiniones, y ha recordado que, tanto representantes políticos de JxCat como de ERC, han manifestado que son partidarios de mantenerlos.

La delegación del Gobierno informará

La Delegación del Gobierno en Cataluña informará a la Junta Electoral Central (JEC) a partir de las 15.00 horas del cumplimiento de la instrucción que el supervisor electoral dio a la Generalitat de Cataluña para que retirase este martes de sus edificios públicos los lazos amarillos y las ‘esteladas’, han confirmado fuentes del Ejecutivo.

La JEC había dado al Govern un plazo inicial de 48 horas pero este lunes, tras denegar un recurso impuesto por el ‘president’ Quim Torra, le dio ya un ultimátum de 24 horas avisando de que, si no lo hace, le exigirá responsabilidades administrativas e incluso penales.

El supervisor electoral, que tiene su sede en el Congreso y que no cuenta con funcionarios en Cataluña, señaló también que deberá ser la Delegación del Gobierno que dirige Teresa Cunillera quien informe del cumplimiento de su orden para decidir el siguiente paso.

Fuentes de Moncloa han subrayado que la instrucción que tiene la Delegación del Gobierno es estrictamente ésa, «informar a la JEC». Y así lo hará con un escrito y una serie de fotografías de los edificios públicos más representativos dependientes de la Generalitat, precisan desde el Ejecutivo de Pedro Sánchez.

A partir de ese momento, todas las instituciones quedan a disposición de lo que determine la JEC, a la vista de lo que ocurra, añaden. Es decir, aclara Moncloa, es la Junta la exclusivamente competente para dar los siguientes pasos, tanto si decidiera remitir los hechos a la Fiscalía como si ordenase al cuerpo de seguridad competente, en este caso los Mossos d’Esquadra, cumplir la instrucción de retirar los lazos.

Así lo aseguró también el viernes pasado, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, la vicepresidenta Carmen Calvo, cuando se le preguntó el si Ejecutivo podría pedir a la Fiscalía que actuase por desobediencia contra Quim Torra. El Gobierno, dijo, «está a disposición de la JEC» para «cuando lo considere oportuno».

División en ERC

El portavoz de ERC en el Congreso, Joan Tardà, ha defendido este martes mantener los lazos amarillos en los edificios públicos de la Generalitat pese a la resolución de la Junta Electoral Central (JEC) que exige al presidente del Govern, Quim Torra, que sean retirados.

«Quizás es una miserable anomalía, de acuerdo, pero que haya presos políticos y se vulneren los derechos civiles es una anomalía mucho más grande», ha argumentado en declaraciones a Catalunya Ràdio recogidas por Europa Press.

Por el contrario, el miembro de la plataforma Soberanistas y número 4 de ERC a las elecciones generales, Joan Josep Nuet, se ha mostrado partidario de retirarlos: «Creo que no tenemos que contribuir a seguir judicializando la política y, por lo tanto, creo que es mejor que se retiren».