EN CONTRA DE LÓPEZ OBRADOR

El presidente de Argentina defiende ‘la hazaña española’ lograda por Elcano y Magallanes

|

En unos días en los que el presidente de México ha exigido a España que pida perdón por la conquista de América, su homólogo argentino defiende la Historia hispanoamericana.

El presidente de Argentina, Mauricio Macri, ha defendido este miércoles 27 de marzo en el discurso inaugural del VIII Congreso Internacional de la Lengua española celebrada en la ciudad argentina de Córdoba la «hazaña española» que supuso la primera vuelta al mundo de Fernando Magallanes y Juan Sebastián Elcano.

«No nos olvidemos de que la primera vuelta al mundo fue una hazaña española, ya que la expedición fue financiada por la corona española. Marcó un antes y un después en el comercio y marcó el inicio de la globalización», ha señalado, en referencia a un evento sobre el que ha girado polémica respecto a la autoría –pues Fernando de Magallanes, capitán que falleció durante la expedición, era portugués–.

Macri ha reiterado la importancia de formar una «gran comunidad de habla hispana», que está unida «de forma inquebrantable». «La lengua española ha hecho mucho mas que permitir comunicarnos con facilidad: somos más de 500 millones de personas en todo el mundo y el español nos permite manifestar y expresar nuestra maravillosa diversidad», ha celebrado.

Suscríbete a nuestro nuevo canal

Para el dirigente argentino, esa diversidad «se cuenta con las mismas palabras» y esto «se tiene que usar para construir». «La lengua española es nuestro mayor activo y es la riqueza mejor distribuida de nuestra comunidad y es nuestra tarea hacerla valer. Nuestra lengua está viva, cambia como cambiamos nosotros y se mueve en todas las direcciones de nuestras sociedades y por eso hay que celebrar», ha concluido.

En esta misma línea ‘panhispánica’ se ha mostrado el director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, quien ha reiterado que «los retos del idioma tienen que ver con los retos de la convivencia democrática». «Se trata de la voluntad de ser partícipes en condiciones de igualdad del patrimonio común y la vigilancia para que nadie se apropie de lo que no le pertenece», ha señalado.

García Montero, quien ha intervenido antes que el discurso del Rey Felipe VI, ha hecho también una defensa de la diversidad del español dentro del propio territorio de España. «Pensar que desde un lugar de La Mancha se puede decidir quién habla muy mal es entender muy poco: hablar en andaluz no es hablar mal, es hablar como se habla en Andalucía», ha aseverado.

Idioma y diversidad

Por su parte, la Secretaria General Iberoamericana, Rebeca Grynspan, ha pedido «abrir las ventanas» del idioma para «enriquecerse ante otros lenguajes». «Nuestro idioma es el reflejo de esa diversidad: el español es convivencia, pues convivir no es otra cosa que saber vivir en la diversidad», ha defendido.

Asimismo, ha insistido en que el español ha permitido «ser diferentemente iguales» a los distintos miembros de la comunidad iberoamericana. «El gran acierto de la comunidad lingüística hispana es el haber aceptado esa responsabilidad ante la diversidad y que la lengua es una construcción colectiva», ha concluido.