PUBLICIDAD
ABANDONA SU ESCAÑO

Errejón tiene derecho a una indemnización del Congreso de 8.700 euros

|

Esta indemnización, de carácter mensual que se cobra por un máximo de 24 meses, asciende a una mensualidad por cada año de mandato o fracción superior a seis meses.

El exdiputado de Unidos Podemos Íñigo Errejón tiene derecho a recibir una indemnización del Congreso de un total de 8.701,29 euros tras haber renunciado a su escaño en la Carrera de San Jerónimo, una prestación que se denomina ‘indemnización por cese’ y que pueden cobrar, si cumplen determinadas condiciones, los parlamentarios que dejan de serlo al finalizar la legislatura o en medio de la misma.

PUBLICIDAD

En concreto, tienen derecho a ella los miembros del Congreso o el Senado que hayan tenido escaño durante al menos dos años. Su cuantía está fijada en la de la asignación constitucional, es decir, el sueldo base de sus señorías, que ahora es de 2.900,43 euros.

Esta indemnización, de carácter mensual que se cobra por un máximo de 24 meses, asciende a una mensualidad por cada año de mandato o fracción superior a seis meses.

Suscríbete a nuestro nuevo canal

Errejón ha sido diputado durante tres años y casi un mes. Llegó a la Cámara cuando arrancó la XI Legislatura, en enero de 2016, y mantuvo su condición de parlamentario hasta el arranque de la siguiente, en julio de aquel año, porque era miembro de la Diputación Permanente.

Es decir, enlazó la denominada ‘legislatura corta’ con la actual y ha acumulado un total de tres años y un mes de mandato, lo que le da derecho a tres mensualidades de 2.900,43 euros cada una que, sí así lo solicita, cobrará entre febrero y abril.

Errejón ha decidido dejar su escaño después de las presiones recibidas desde Podemos. El hasta ahora diputado provocó un auténtico tsunami en la formación morada la semana pasada cuando avanzó que se uniría a la plataforma de Manuela Carmena, Más Madrid, para concurrir a las elecciones a la Comunidad de Madrid.

PUBLICIDAD

Podemos rechazó entonces la alianza y apartó a Errejón de la candidatura para las autonómicas, confirmando que la formación se presentará con marca propia a los próximos comicios y que se enfrentará contra el que fuera su cabeza de cartel.