X

Editorial. ¿Se dispone Sánchez a desmantelar el Museo del Prado?

Editorial. ¿Se dispone Sánchez a desmantelar el Museo del Prado?

En esta noticia se habla de :

El teórico ministro de cultura Urtasun anuncia el expolio

El nuevo ministro de cultura de Pedro Sánchez, un tal Urtasun, de Sumar, educado en el ambiente del PSUC (el partido comunista de Cataluña que no quiso romper la dependencia de Stalin y sus 70 millones de muertos), ha debutado en los medios de comunicación anunciando su intención de “descentralizar” y centrifugar la obra expuesta en el Museo del Prado por toda la geografía del Estado.

Mucho nos tememos que ese llevarse cuadros del Prado a otro punto de la geografía española consista lisa y llanamente en sacar de la primera pinacoteca del mundo parte de la obra allí expuesta para llevársela a Cataluña. El ministro de cultura, que confunde lustre con lustro, debe de confundir también arte con mercancía, y política con expolio.

Dijo Azaña que “el Museo del Prado es más importante para España que la República y la Monarquía juntas”, y no le faltaba razón, y es precisamente por eso por lo que el gobierno parece dirigirse ahora a desmantelarlo.

Este Urtasun, al que no se le conoce vínculo de ninguna clase con la cultura española y sí muchos con el estalinismo antiespañol de la izquierda radical catalana, parece estar pensando en regalarle a Puigdemont parte del legado cultural que es del pueblo español.

En el Museo del Prado no se habla estos días de otra cosa, y los conservadores temen por los legados de importantes empresarios y coleccionistas catalanes, como Várez Fisa y Cambó, que donaron específicamente a la primera pinacoteca del mundo parte importante de sus impresionantes colecciones de arte.

Todo este afán perverso y estúpido del gobierno de Sánchez tiene sin embargo una explicación de orden político: porque desmantelar el inmenso legado cultural de España es parte inherente al proceso de desmantelar la propia idea y el ser de España.

Es muy probable que, en el seno de esas conversaciones secretas y delincuenciales que los enviados del gobierno está teniendo en Suiza bajo la atenta mirada notarial de unos desaprensivos que van a ganar una pasta en las negociaciones (esos a los que ahora llaman “mediadores” o “verificadores” y que no son más que vulgares intermediarios de una transacción), es muy probable que en la almoneda con los secesionistas estén poniendo sobre la mesa parte importantísima del Museo del Prado.

En 1941 Cambó donó deliberadamente al Prado obras fundamentales para “completar” la presencia de escuelas y autores de primera línea (especialmente pintura italiana de Botticelli  y varios Zurbaranes) en la pinacoteca y  colmar las lagunas de autores universales de las que aún adolecía el Museo.

Varez Fisa fue un ingeniero y empresario catalán que donó a partir de 1970 al Prado una impresionante colección de arte medieval y renacentista, instalada en salas específicas del Museo.

La intención de uno y otro coleccionista, expresamente documentada por escrito, fue que las obras de arte donadas permanecieran siempre en el Prado. Si el tal Urtasun decide, por orden de Sánchez y sus pactos inconfesables ante los mediadores suizos, llevarse las colecciones a Cataluña, se romperá la condición de las donaciones y los descendientes iniciarán sin duda un proceso civil de reclamación del tesoro.  

Hay que parar todo esto.

Relacionados

El bulletin

Del ToroTv

Suscríbete y disfruta en primicia de todos nuestros contenidos